Categoría: Eventos

Categoría: Destacado

viernes, 8 de junio de 2018

ENCONTRAR LA CURA DEL CÁNCER CEREBRAL. LA PRIORIDAD: ALFREDO QUIÑONES HINOJOSA “DR. Q”


·         El doctor Alfredo Quiñones Hinojosa “Dr. Q”, visita nuevamente el Hospital Juárez de México

·         Trata de transformar a las células madre como “caballos de Troya”, con el fin de penetrar y atacar los tumores cancerosos

Encontrar la cura del cáncer cerebral antes del 2028 es una prioridad, afirma el doctor Alfredo Quiñones Hinojosa “Dr. Q”, quien por otra parte señala que la calidad de la neurocirugía que se realiza en México permitirá dar respuesta a este problema que a finales de la próxima década se convertirá en la principal causa de muerte en el mundo.

Para hacer frente a esta situación –enfatizó- estamos tratando de encontrar un tratamiento a partir de las células madre, manipulándolas bioquímicamente, para transformarlas en verdaderos “caballos de Troya”, con el fin de penetrar y atacar los tumores cancerosos.

Con su desbordante entusiasmo, siempre optimista, el Jefe de Neurocirugía de la Clínica Mayo de Florida visitó nuevamente al Hospital Juárez de México, en donde hizo un reconocimiento a la calidad de sus neurocirujanos, y se dijo admirado por los éxitos que alcanzan con tan pocos recursos.

Durante un recorrido por el HJM, expresó su emoción por la historia y la trayectoria del HJM, que después de los devastadores sismos de 1985 se reconstruyó y dio impulso a la medicina social que beneficia a los sectores más pobres de la población.  

Con la colaboración de otros especialistas de la Clínica Mayo, entre ellos el doctor Leonardo Rangel-Castilla, originario de San Luis Potosí, quien es neurocirujano en la Clínica Mayo de Rochester, intercambió experiencias, el “Doctor Q” mostró su técnica y habilidades al operar a cinco pacientes con diversos problemas cerebro vasculares.

El reconocido neurocirujano de origen mexicano, quien se graduó en Harvard, ha creado y patentado diversos tratamientos, con el fin de desarrollar nuevas técnicas para atacar los tumores cerebrales y ofrecer más esperanza de sobrevivencia a los pacientes con enfermedades crónicas. Opera unos 250 tumores cerebrales cada año, y para usa su sala de operaciones como una extensión de su laboratorio, donde profunduiza en el conocimiento de las células madre para atacar las células cancerígenas.

En entrevista, expuso su satisfacción por los avances de la neurocirugía en países como México, ya que de esta manera se podrá enfrentar una de las crisis epidemiológicas más graves de la historia, que podría afectar a los sectores poblacionales de escasos recursos, ya que cerca del 70% de las muertes por cáncer se registran en países de ingresos medios y bajos.

En el cerebro no hay muros ni barreras. Tenemos que construir puentes con un mejor conocimiento y mayor colaboración, para vencer el cáncer, dijo.   

Señaló que con ese objetivo, a través de la fundación Mission: BRAIN (Bridging Resources and Advancing International Neurosurgery), desde el año 2011 realiza jornadas de cirugías filantrópicas que benefician a pacientes de escasos recursos en las ciudades de Guadalajara, Ciudad de México y Monterrey, que permiten intercambiar experiencias con los médicos adscritos y residentes.

Mientras otros quieren levantar muros o barreras en nuestras fronteras, construyamos puentes con nuestras ideas y esfuerzo, para darle esperanza a la gente que menos tiene, afirmó el Jefe de Neurocirugía de la Clínica Mayo de Florida, en una reunión en la que estuvieron presentes el doctor Rafael Mendizabal Guerra, Jefe del Servicio de Neurocirugía del HJM, y Arturo Ayala Arcipreste, adscrito al Servicio de Neurocirugía, y médicos residentes.

El neurocirujano mexicano, quien en su niñez fue jornalero en los campos agrícolas de California, dio a conocer que además de operar en el HJM, también realizará intervenciones quirúrgicas en el Hospital Médica Sur y el Instituto Nacional de Pediatría.

El doctor Alfredo Quiñones Hinojosa estudió neurocirugía en la Universidad de California, en San Francisco y Harvard. Director del Programa de Cirugía de Tumores Cerebrales en Johns Hopkins Bayview Medical Center y en la actualidad es profesor de neurociencia, oncología y neurocirugía de la Clínica Mayo, en la que es el jefe del Departamento de Neurocirugía.